La mujer laberinto

Ella es pared, muro y aroma.

Te sumerges. Derecha, sigue, duele, para, retrocede, te has perdido. Izquierda, muro, gira, déjà vu, derecha, duele, para, respira, muro. Misterio; ella y laberinto. Sinónimos.
Haberte enamorado de ella es peor que luchar contra el Minotauro; en el laberinto de su cuerpo te encuentras a solas con su imagen que lo ocupa todo y te golpean los misticismos inventados sobre su cintura. Te vuelves papel pintado sobre sus muros y no existe hilo de oro que te ayude a salir y te quedas ahí, atrapada, muerta en vida, sabiendo que ya has desaparecido, que las paredes son de aire y sólo te retiene la nostalgia de su olor y, aunque quieres, no sabes ya existir sino es por ella.

Comentarios

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Nimbos.

Nude.

Fragua