jueves, 20 de mayo de 2010

Naked as we came

Me he liberado por fin, y me he sentido bien...me siento libre, natural, sin restricciones, sin miramientos de ningún tipo. Me sentí desnuda ante sus ojos, me vistió con la mirada y me abrazó. Era más de lo que esperaba, era más de lo que podía haber soñado. Miedos infundados, sentimientos de gominola, lagrimas que se escurren hacía arriba, de vuelta a los ojos al haber esquivado la decepción, al haber evitado el dolor y las miradas de odio. Ilusión, simple ilusión...Eyes wide open....